La madera en la cocina

En la presentación de bulthaup en la pasada Feria de Milán 2018, se evidenció una tendencia general que llevamos tiempo observando: si bien seguimos contando con numerosos clientes que optan por un acabado uniforme para el mobiliario de su cocina, cada vez son más quienes prefieren combinar elementos de distintos materiales para crear un mosaico armónico de superficies de la máxima calidad. Y en ese crisol premium, la madera reina como protagonista. Contrastando con acero, laminado, vidrio y aluminio, refuerza siempre la cercanía con la naturaleza y conecta con nuestro sentido más profundo de lo hogareño.

De los árboles vivos a los espacios de vida

El material más creativo en el mundo crece a nuestro lado, casi sin nuestra ayuda, y lo hace en absoluto silencio. La madera es un pedazo de la naturaleza. Respira, vive, irradia una calidez reconfortante, tiene un impacto positivo en la atmósfera del espacio interior y ofrece opciones de diseño ilimitadas. Con su veteado, su color, su calidez y sus texturas, la madera estimula nuestros sentidos. Y en estos tiempos ajetreados y cambiantes, favorece nuestro anhelo de calma. Los muebles de madera de alta calidad conviven con nosotros y con frecuencia pasan a través de las herencias de generación en generación. Tal vez ahí radique su capacidad de contar historias: ¿quién no se ha quedado alguna vez frente a una mesa, recorriendo con los dedos su taraceado y pensando en lo mucho que ese viejo mueble debe haber visto, oído y experimentado a lo largo de su vida?

Un material con carácter

La madera es como nosotros: individual y única. No hay dos piezas de madera iguales, ni aunque sean del mismo tipo. Por ello, los muebles llevan la marca inconfundible del árbol del que están hechos. Es eso lo que estimula e inspira a bulthaup a hacer justicia a esta vitalidad en sus muebles, en un proceso que trata de hacer patente ese carácter especial y expresarlo al máximo en la cocina. En ello se resume el punto focal de todo nuestro amor y respeto por la madera. viven con nosotros y con frecuencia pasan a través de las herencias de generación en generación. Tal vez ahí radique su capacidad de contar historias: ¿quién no se ha quedado alguna vez frente a una mesa, recorriendo con los dedos su taraceado y pensando en lo mucho que ese viejo mueble debe haber visto, oído y experimentado a lo largo de su vida?

Una gama abierta de maderas se abre ante ti:

La sensualidad del olmo

Los tonos contrastados del manzano

El peral suizo, pasión de ebanistas

La delicadeza del bambú

La personalidad del nogal

La fortaleza del roble

Si tu pasión es la madera y buscas los resultados más excelentes: confía en bulthaup.

Danos tu opinión